Ediciones, intertextualidad y reescritura en Calderón

En uno de los últimos números de Criticón han aparecido tres trabajos dedicados a explorar algunas cuestiones calderonianas.

1

Rodríguez-Gallego, F., «Calderón ríe: a propósito de una nueva edición de La dama duende (artículo-reseña)», Criticón, 117, 2013, pp. 197-207.
La nueva edición de La dama duende realizada por Pérez-Magallón merece algunas apostillas de Rodríguez-Gallego, que señala de modo muy completo los aciertos y deméritos de este trabajo: según señala, esta edición destaca por sus apuestas interpretativas y su profusa anotación, ya que no aporta novedades textuales sustanciales; asimismo, en ocasiones se mueve en un difícil equilibrio entre el rechazo de las lecturas tragedizantes de la comedia y la reivindicación de un cierto sentido serio.

Sáez, A. J., «El niño diablo de Vélez de Guevara y algunas comedias de Calderón (artículo-reseña)», Criticón, 117, 2013a, pp. 209-219.
A partir del comentario crítico de la edición de El niño diablo de Vélez de Guevara, Sáez analiza las posibles relaciones intertextuales que presenta esta comedia con la dramaturgia calderoniana: en el marco de las conocidas relaciones entre este dramaturgo y Calderón, se pueden establecer una serie de conexiones con La devoción de la cruz y Las tres justicias en una y, en otro nivel de importancia, con El José de las mujeres, entre otras piezas.

— «Reescritura e intertextualidad en Calderón: No hay cosa como callar», Criticón, 117, 2013b, pp. 159-176.
Tanto el modelo de la intertextualidad como el mecanismo de la reescritura constituyen dos fenómenos de suma importancia en el teatro áureo que, sin embargo, en ocasiones no se deslindan debidamente. Por ello, Sáez establece unas coordenadas teóricos que permitan aprovechar ambos conceptos en la exégesis, según trata de mostrar con el estudio de las relaciones entre la comedia No hay cosa como callar de Calderón que, pese a lo que suele decirse, no enlaza con el mito de don Juan más que remotamente, mientras que deriva con claridad de La fuerza de la sangre cervantina, en una relación de reescritura o, si se prefiere, de fuerte intertextualidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: